48 - Gracias, cuántas veces


Gracias, cuántas veces no doy gracias,
cuántas veces debería darte gracias, mi Señor.
Muchas veces más de las que pido,
cuántas veces debería darte gracias, mi Señor.
Cuántas veces pido y pido tanto,
y cuántas veces me olvido
de darTe gracias, Señor.
Vivo como un mal agradecido,
solitario en el camino olvidándome de Dios.

¡Pero hoy quiero pararme en el camino,
gritarle a todo el mundo que vivo por Tu amor,
que sin Ti no doy un paso al frente,
que Tú eres mi motivo, que Tú eres mi razón!

Vivo porque Tú eres mi motivo,
porque desde que te sigo
sé que Tú eres la verdad,
vivo porque siento el desafío
que me das a cada instante
de seguirTe, mi Señor.
Vivo porque eres más que un amigo,
porque eres más que un hermano,
porque Tú eres mi Dios.
Vivo porque desde que te sigo
he descubierto que vivo
y que vivo de verdad.


¿Ves algún error? escríbenos